Analfabetos, 26.8% de mexicanos que hablan alguna lengua indígena: INEE


http://www.jornada.unam.mx/2013/11/14/sociedad/038n2soc

Laura Poy Solano
Jueves 14 de noviembre de 2013, p. 38

De los que terminan la secundaria, 58% entran al bachillerato

En México, al menos 26.8 por ciento de la población que habla una lengua indígena es analfabeta, y el promedio de escolaridad para quienes lograron acudir a la escuela es de quinto de primaria.

De acuerdo con el informe Breve panorama educativo de la población indígena, elaborado por el Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación (INEE), 58 por ciento de quienes lograron terminar la secundaria acceden a la enseñanza media superior, y sólo 20 por ciento de los adultos de 20 a 24 años cuentan con estudios de bachillerato concluidos.

Se estima que 1.9 millones de niños y adolescentes hablantes de una lengua indígena están en edad de cursar los niveles básico y medio superior, de los cuales 1.5 millones tienen entre tres y 14 años.

No obstante, este sector poblacional enfrenta condiciones de mayor precariedad educativa, en comparación con sus pares que acuden a planteles de otras regiones. Cifras del ciclo escolar 2012-2013 señalan que 94.1 por ciento de los centros de prescolar y primaria indígenas se ubican en localidades de alta y muy alta marginación.

A esto se suma que el sistema educativo nacional aún no puede garantizar que todos los planteles que atienden a niños hablantes de una lengua indígena cuenten con maestros que puedan comunicarse con sus alumnos en su idioma materno.

En el citado año escolar, se estimó que 9.3 por ciento de los profesores de prescolar, y 7.3 por ciento de los de primarias indígenas no hablan la lengua de la comunidad donde laboran, pero hay entidades, como Chiapas, donde el porcentaje se eleva a 19.9 y 12.9, respectivamente.

También se destaca que cinco de cada 10 niños indígenas de prescolar cuentan con un solo maestros que debe atender los tres niveles, mientras en 66 por ciento de las primarias un docente es responsable de alumnos de distintos grados escolares.

Respecto de los recursos humanos y el equipamiento a que pueden acceder los menores indígenas, el INEE destaca que cuatro de cada 10 provienen de hogares donde sus padres no saben leer ni escribir, sólo tres de cada 10 cuentan con apoyo de familiares para adquirir material educativo y 21 por ciento recibe apoyo para realizar su tarea.

Las condiciones laborales y de capacitación que enfrentan sus docentes y directivos propicia menores oportunidades de mejora salarial y formativa. Se detectó que 41 de cada 100 maestros realiza labores docentes y directivas, en comparación con dos de cada 100 en las escuelas públicas urbanas. Además, se estima que los directores de prescolares y primarias indígenas son quienes cuentan con menos experiencia, con un promedio de dos años.